Reseña: Ford v Ferrari

Estoy sentado en media fila y siento como si estuviera dentro de la cabina del piloto. Las imágenes pasan paralelamente a gran velocidad y el sonido del motor resuena fuertemente entre mis oídos y el casco protector; es como si yo estuviera a cargo de la dirección de aquella potente máquina. Qué ganas de estar dentro de un traje de piloto y sentir tanta adrenalina.

Carroll Shelby (Matt Damon), famoso diseñador de autos, y su amigo Ken Miles( Christian Bale) trabajan juntos para alcanzar la copa de las 24 horas de Le Mans, mientras compiten fuertemente contra la burocracia corporativa, las leyes de la física y sus propias personalidades, que son un obstáculo dentro de la lucha de la armadora Ford frente a la escudería Ferrari.

Parte fundamental de mi gusto por esta película radica en el nivel de desconocimiento que tengo sobre el mundo automovilístico, sus competiciones (más allá de la Fórmula 1) y por supuesto, sus pilotos más representativos. Con esto doy a entender que yo no sabía que la historia estaba basada en hechos reales y por ende la narrativa de la película me tomó por agradables sorpresas en un par de ocasiones.

Les confirmo que “Ford v Ferrari” sí es una película larga. Son dos horas y media, de las cuales sólo la última parte es la que genuinamente genera grandes emociones; no por esto decir que la primera mitad sea mala, pero sí que es lenta, hay que tenerle paciencia a sus cambios de velocidad.

Por cierto, esta es la segunda película que veo del director James Mangold desde la inolvidable “Inocencia interrumpida”, quien también ha dirigido cintas reconocidas como “Walk the line” y “Logan”. Ahora entiendo por qué ese ritmo semilento se toma el tiempo para explicar bien el contexto y las particularidades de los personajes, en especial la de Ken,

Este personaje interpretado por Chrstian Bale es quien de a poco va tomando brillo en la narrativa hasta el punto en que verdaderamente se siente confortante verlo aparecer en pantalla, muy a pesar de su personalidad petulante.

No son quien para hablar de automovilismo y mucho menos sobre este tipo de películas; pero aún así me atrevo a decir que, dentro de las pocas que he visto, esta es ya una de mis favoritas junto a la de “Senna”.

Imperdible.

CALIFICACIÓN: ★★★★

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s